Alimentación

Las Judías Azuki

Mucho se ha escrito sobre los beneficios de la Vigna Angularis, más conocida en Occidente como Judía Azuki, que se ha convertido en todo un clásico de la cocina macrobiótica, como digo por sus múltiple propiedades. Cada vez es más frecuente encontrarlas en supermercados con los productos vegetarianos ó en tiendas de alimentos ecológicos y veganos on line.

Probablemente ya las conoces, pero si no, seguro que te entran ganas de saber más sobre ellas, e investigar por tu cuenta, yo sólo voy a contarte algunas cosas que me han parecido interesantes y prácticas.

Las Azuki provienen de una planta trepadora originaria del lado chino del Himalaya, que después se extendió por China y Corea, para más tarde llegar a Japón, su cultivo ha sido documentado en toda Asia desde antes del año 1000 a. C., donde tiene una gran aceptación junto con la Soja.

Su nombre occidental viene de su nombre japonés: アズキ (azuki). En Japón también se utiliza el préstamo chino shōzu (小豆), que significa ‘pequeña semilla’ (en comparación con la soja: 大豆 [daizu], la ‘gran semilla’). Es común que en kanji es escriba shozu pero se pronuncie /azuki/. Es una especialidad en la cocina de la prefectura de Hyogo en Japón. Las Azuki son consideradas un alimento elegante, y tienen la reputación de tener un sabor extremadamente bueno y una textura suave y tierna, tanto es así que incluso en la ciudad de Himeji (en esta prefectura), podemos encontrar el Azuki Museum un hermoso museo urbano dedicado a preservar la información sobre la cultura del Azuki. En Japón, desde la antigüedad se han utilizado los Azuki en ocasiones auspiciosas, en oraciones y ceremonias religiosas, por lo que las exhibiciones del museo reflejan las cuatro estaciones, la luna y los puntos cardinales.

Interior del Museo Azuki en Himeji
Exterior del Museo Azuki en Himeji

La semilla del Azuki ó judía roja, tiene un color granate oscuro y tiene forma de riñón por lo que es muy apreciada en la medicina china, que la utiliza para mejorar el funcionamiento de los riñones responsables del sistema urinario, y son apropiadas en casos de cistitis, uretra y próstata, los riñones también tienen que ver con la energía del cuerpo y son buenas para cargarnos las pilas cuando estamos bajos de vitalidad, con poco ánimo o con miedos. Tienen acción diurética. Las Azuki son un alimento ligero (aunque a simple vista no lo parezca) y ayudan a mejorar el tracto intestinal, mejorando el exceso de mucosidad del estómago y facilitando la digestión.

Además, si conviertes en polvo las judías Azukis, se le pueden aplicar también otros usos que a lo mejor desconocías, ya que en la cocina Asiática se utiliza mezclado con una pasta para hacer pasteles por su exquisito sabor, y en la cultura ancestral asiática se usaba este polvo rosado por las mujeres para su cuidado y belleza natural, pues conocían que el Azuki es rico en saponinas (un potente limpiador natural), en minerales beneficiosos para la epidermis y en proantocianidinas que son potentes antioxidantes. Las mujeres asiáticas conocedoras de las propiedades limpiadoras naturales de las Azuki, las utilizaron como precursor del jabón para limpiarse la cara con suavidad y en profundidad. Convertían las judías Azuki en polvo con un mortero, llenaban bolsitas de seda con éste y lo usaban humedecido para lavarse la cara y cuerpo dándose pequeños masajes para oxigenar e hidratar la piel de una manera natural. Por todas es conocida y admirada la piel uniforme, suave y luminosa que tienen las mujeres asiáticas. Además de que su polvo tiene muchos más usos para el cuidado corporal y se puede mezclar con aceites esenciales.. la verdad es que si te pones a leer sobre las propiedades de estas judías en seco dan ganas de ponerse a hacer tus propios productos naturales, sobre todo si tienes problemas de acné ó exceso de grasa en la cara..

Por último, y hablando de conocimientos ancestrales, me gustaría contaros una antigua leyenda japonesa relacionada con estas maravillosas judías. En Asia comer estas legumbres trae buena suerte, quizá sea por los múltiples beneficios que reportan al cuerpo, pero en cualquier caso si te encuentras al Azukiarai, seguro que aún tendrás más suerte si cabe a lo largo de tu vida…

Según las leyendas del folklore japonés, el Azuki Arai es un yokai (un espíritu travieso invisible) que vive en bosques remotos por todo Japón, y está especializado en la simple actividad de lavar judías Azuki. En Japón, es costumbre lavar las azuki antes de cocinarlas usando un escurridor de bambú. El ruido que se produce al remover las judías para su lavado es precisamente el ruido que emite el Azuki Arai. Normalmente habita en las orillas de los ríos ó sitios con agua y le gusta cantar mientras lava las judías en el río. Se le suele describir como un hombre de tamaño pequeño, con una gran cabeza calva, dientes torcidos, bigote fino y con grandes ojos amarillos saltones y, a pesar de esta apariencia grotesca, no provoca ningún daño a las personas, de hecho es muy tímido, pero debido a su invisibilidad, puede provocar algunos accidentes al chocar con las personas. Según la leyenda, la mayoría de la gente nunca ha visto el Azuki Arai, sino que sólo ha oído su canto. Se dice que si pasas y lo escuchas cantar, te resbalarás y caerás al río. Sin embargo si alguna vez ves uno, te traerá mucha suerte.

Botón volver arriba