Ocio y Entretenimiento

Casablanca, mucho más que una película romántica e inolvidable.

80 años después de su estreno, Casablanca sigue siendo un referente para los amantes del cine. Una obra magistral que rememora la época dorada del cine.

La película Casablanca es una de las grandes referencias de la Era Dorada de Hollywood. La joya de la corona de los estudios de cine Warner Bros. en la actualidad sigue siendo una de las películas más memorables jamás realizadas.

Película Casablanca 1942
Los tres protagonistas de Casablanca. Rick Blaine, Ilsa Lund y Victor Laszlo. Fotografía © Warner Bros.

Casablanca es uno de los grandes fenómenos culturales del cine, y sus estrellas Humphrey Bogart e Ingrid Bergman alcanzaron la inmortalidad gracias a sus papeles en una película que dejó a otro nivel el resto de interpretaciones en sus reconocidas y respetadas carreras profesionales.

Película Casablanca 1942
El capitán Louis Renault (Claude Rains), cobra un protagonismo especial en Casablanca. Fotografía © Warner Bros.

Reconocimiento especial merece también su director, Michael Curtiz, un profesional polifacético que llegó a rodar más de 160 películas a lo largo de su carrera. Trabajó todos los géneros y destacó sobre todo por el ritmo y vitalidad que transmitía a sus obras. Casablanca no fue una excepción, y todo ese derroche de secuencias proyectadas en 1942 recibió su recompensa con el Óscar a la mejor película en 1944.

Casablanca, una obra de arte estética y narrativa.

Película Casablanca 1942
Humphrey Bogart e Ingrid Bergman disfrutaron de una prolífica carrera profesional. Fotografía © Warner Bros.

Para quienes todavía no hayáis disfrutado de la película, decir que Casablanca cuenta la historia de Rick Blaine (Bogart), un hombre que dirige un club en la ciudad marroquí de Casablanca, ocupada por los franceses, durante la Segunda Guerra Mundial mientras el partido nazi ocupa París. Allí, se reencuentra con un antiguo amor, Ilsa Lund (Bergman), cuyo socio Victor Laszlo (Paul Henreid) es un destacado miembro de la resistencia que lucha contra el régimen nazi. A medida que la tensión aumenta, Lund y Laszlo buscan obtener visas para viajar en avión a Lisboa, donde tienen la intención de trasladarse a un vuelo a Estados Unidos.

Película Casablanca 1942
El romance está servido con estas deslumbrantes estrellas de cine. Fotografía © Warner Bros.

Más allá de la lección de historia, Casablanca es una obra maestra visual en blanco y negro nítidamente filmada. Cada elemento de cada cuadro está impecablemente construido. Las tomas más icónicas de la película, las que tienen lugar en el aeropuerto, están llenas de niebla y lluvia, lo que crea un matiz que envuelve a los personajes en una suavidad que desde entonces hemos llegado a asociar con el romance, mientras que la bulliciosa multitud de Las calles de Casablanca y, en particular, el bar de Rick, llenan de vida cada segundo de la imagen, sirviendo no solo como un entorno palpitante y habitado, sino también como el tema más amplio de la película sobre la brutal inmensidad de la guerra. Los interiores de cada uno de los edificios también son realmente notables y se combinan con un vestuario muy bien diseñado.

Película Casablanca 1942
Fotografía © Warner Bros.

Los decorados de Casablanca son materia de leyenda, y al contemplar los mares de mesas y los fragmentos de texturas en las paredes, queda claro no solo por qué esta película es tan bien recordada, sino también por qué esta era del cine se considera la Era dorada de Hollywood: el cine rara vez se ha visto tan funcional y operístico a la vez.

Película Casablanca 1942
Cartel oficial de Casablanca. Fotografía © Warner Bros.

Casablanca es el arquetipo ideal para la industria. Son muchos los cineastas contemporáneos que han querido rendir homenaje a la película en sus propias obras. Bellamente fotografiada, excelentemente interpretada por íconos de la gran pantalla, musicalizada en un estilo clásico pero atemporal, y una de las historias de amor más reconocibles y conmovedoras jamás filmadas, la obra de Michael Curtiz apenas ha envejecido con el paso del tiempo. Ochenta años después, nuestro consumo de películas ha cambiado, pero Casablanca sigue siendo romántica no solo en la historia, sino también en su propósito y su significado para nosotros. Es como una luz brillante de una época dorada que nos acompañará para siempre generación tras generación.

¡Tócala otra vez Sam! Una y otra vez…



Flipboard Si quieres ver más contenido como éste consulta nuestro Flipboard


Redacción

La Redacción de GenexiGente se dedica a preparar los mejores contenidos para que puedas acceder a información de alto valor añadido relacionada con el buen gusto, el lujo, el bienestar y la calidad de vida.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba